¡CON ALEX ALARCÓN ESTRENO MUNDIAL DEL CONCIERTO PARA PIANO DE LUIS HUMBERTO SALGADO!

Boletín de Prensa # 007
Cuenca, febrero 7 de 2018

¡CON ALEX ALARCÓN ESTRENO MUNDIAL DEL CONCIERTO PARA PIANO DE LUIS HUMBERTO SALGADO!

Betoveen_Enero_Redes

La Orquesta Sinfónica de Cuenca, bajo la batuta del maestro Michael Meissner, Director Titular, con la participación del destacado pianista ecuatoriano Alex Alarcón Fabre, presenta el V Concierto de la I Temporada 2018 en el que se realizará el estreno mundial del Concierto N° 3 para Piano y Orquesta del gran compositor ecuatoriano Luis Humberto Salgado, este viernes 9 de febrero en el teatro Pumapungo a las 20:00. La entrada es LIBRE hasta llenar aforo. Este es el repertorio:

Danzas Polovtsianas – Aleksandr Borodín Son el fragmento más conocido de la ópera El Príncipe Ígor de Aleksandr Borodín. A menudo se interpreta como una pieza independiente en conciertos y es una de las obras más populares del repertorio clásico. Con un libreto del compositor e inspirado en un poema medieval, la acción de la obra se sitúa en el año 1185 y narra la lucha del príncipe Igor contra los Polovetsianos, una tribu invasora. En la ópera El Príncipe Igor las Danzas polovetsianas constituyen un brillante momento del acto II, cuando, hecho prisionero Igor junto a su hijo, su cancerbero le ofrece la libertad a cambio de una alianza que el príncipe rechaza, lo que despierta la admiración de su enemigo, quien entonces ordena danzas en su honor: Danza de las esclavas, Danza de todos, Danza de los hombres.

Concierto para Piano y Orquesta N° 3 – Luis Humberto Salgado Compuesto en 1963, en este concierto se puede apreciar la madurez compositiva de Luis Humberto Salgado, mezclando lenguajes vanguardistas del siglo XX con elementos rítmicos y melódicos ecuatorianos tradicionales. Él mismo llama su forma de composición Neodiatonismo, combinando elementos tonales y atonales, así como polirritmias y polifonías.
El primer movimiento Allegro está hecho en forma de sonata, aunque con mucha libertad. Comienza inmediatamente con un diálogo entre piano y orquesta, casi buscando o construyendo el material temático. Pronto acompaña el arpa obligada (así el subtítulo) el segundo tema del oboe que desemboca en un ritmo marcial unísono que da lugar a una primera extensa Cadenza del solista. En libre diálogo entre solista y orquesta se combinan los elementos temáticos, y, sobre todo en los pasajes sin acompañamiento, Salgado muestra tanto su virtuosismo pianístico como su avanzado arte de componer, fusionando a la perfección el sentir ecuatoriano con el más avanzado lenguaje musical del siglo XX.
El II movimiento Andante emotivo, a base del ritmo de cinco octavos que recuerda a un Yaraví, separa en gran parte las intervenciones de la orquesta de las del solista, quien incluso toca solo la parte central, ahora en ritmo de seis octavos, hasta que una elegante transición de cuatro solistas de la orquesta nos regresa a la parte inicial, esta vez en hermoso diálogo solista/orquesta. En este movimiento el manejo melódico y la rica orquestación nos recuerdan al romanticismo, alternando momentos muy íntimos con grandes erupciones orquestales.
El III movimiento Allegro con anima, es un rondó sonata de carácter ligero, a veces juguetón y humorístico, con secciones de diálogo entre el solista y la orquesta que deleitan por la instrumentación fina, siempre transparente y muy variada. No falta una parte central un poco meno mosso, que exige el máximo virtuosismo al solista, combinando el gran gesto pianístico con finas figuraciones al mismo tiempo. En suma, un concierto a la altura de las mejores creaciones para piano y orquesta del siglo XX, combinando virtuosismo con maestría compositiva, sin dejar al lado un fino sentir de la tradición musical ecuatoriana. (Michael Meissner)

Petrushka – Ígor Stravinski Es un ballet compuesto en 1910-1911 y revisado en 1947. Es la historia de una marioneta tradicional rusa, Petrushka, que, hecha de paja y con una bolsa de serrín como cuerpo, cobra vida propia y desarrolla emociones. Su gestación es algo compleja, al parecer el compositor había tenido una visión: “Vi a un hombre vestido de gala, con el pelo largo, el músico o el poeta de la tradición romántica, que puso varios objetos extraños en el teclado y los hizo rodar arriba y abajo. La orquesta estalló con las protestas más vehementes (golpes de martillo, de hecho)…” Más tarde, dijo: “En la composición de la música, tenía en mi mente la imagen clara de un títere, súbitamente dotado de vida, exasperando la paciencia de la orquesta con cascadas de arpegios diabólicos. La orquesta, a su vez, toma represalias con trompetas amenazantes”. Aunque Stravinski había concebido la música como una obra de concierto. El coreógrafo ruso Diaghilev inmediatamente se dio cuenta de su potencial teatral. La noción de un títere le recordó a Petrushka, la versión rusa de Polichinela, que había formado parte tradicional de las fiestas de Carnaval en San Petersburgo desde 1830. Stravinski compuso la música durante el invierno de 1910 a 1911 para los Ballets Rusos de Sergei Diaghilev. Se estrenó en París en el Théâtre du Châtelet el 13 de junio de 1911 con la dirección de Pierre Monteux, coreografía de Mikhail Fokine y sets de Alexandre Benois. El papel protagonista fue bailado por Vaslav Nijinsky.

¡¡Amigos queridos siempre les damos motivos especiales para estar con nosotros, así que ya saben todos cordialmente invitados!!
Búsquenos en www.sinfonicacuenca.gob.ec Facebook, Twitter, Instagram




Notice: add_option fue llamado con un argumento que está obsoleto desde la versión 2.3.0 y no hay alternativas disponibles. in /home/lamotor5/public_html/sinfonicacuenca.gob.ec/wp-includes/functions.php on line 4035