Esta semana el tercer capítulo del Ciclo “Beethoven-Salgado” a la Sala Digital de la OSC

El mes de julio de 2020 el Ciclo “Beethoven-Salgado” se toma la Sala Digital de la Orquesta Sinfónica de Cuenca para conmemorar el 250 natalicio de Ludwig van Beethoven (Alemania, 1770-1827), conjugado este homenaje con las obras de Luis Humberto Salgado, uno de los más grandes compositores ecuatorianos, denominado por el Maestro Michael Meissner como el Beethoven Ecuatoriano. Encuéntrenos en el canal de YouTube https://www.youtube.com/user/sinfonicacuenca y en Facebook https://www.facebook.com/sinfonicacuenca el viernes 24 de julio a las 20:00, subiremos el concierto grabado el viernes 14 de febrero de 2020 en el teatro Pumapungo. El repertorio incluye: la Sinfonía N° 3 (En estilo Rococó) de Luis Humberto Salgado y la Sinfonía N° 3 en Mi Bemol Mayor, op.55, Heroica de Ludwig van Beethoven.

Sinfonía N° 3 (en estilo Rococó), Luis Humberto Salgado. Sinfonía N° 3. (A_D_H_G_E en Re Mayor sobre una serie pentafónica en estilo Rococó). Luis Humberto Salgado. El inusual título de esta sinfonía revela su técnica – los temas de cada movimiento se construyen con las 5 notas mencionadas – y su estilo: rococó, propio del siglo XVIII, con Mozart como su mayor exponente. La orquestación, sin embargo, considera una orquesta grande, inexistente en aquellos tiempos, incluyendo la sección de metales completos, varias percusiones, clavecín, arpa, celesta, campanas y timbres (Glockenspiel), lo que causa la sensación de un estilo exportado a otros tiempos, tal como lo hicieron otros admiradores del pasado como Stravinski, Respighi y Hindemith, entre muchos otros. Ya que los cuatro movimientos se orientan en modelos dancísticos del rococó y del barroco, su percepción es relativamente fácil, el mayor deleite para el oyente es distinguir entre los momentos tradicionales y sus “exageraciones” modernas, por la extravagante instrumentación. En esta sinfonía, Salgado prescinde de fusionar elementos andinos con el modernismo, más bien presenta un ejercicio estilístico y de instrumentación, una casi irónica muestra de su dominio perfecto de cualquier reto composicional. (Michael Meissner, junio 2019)

Sinfonía N° 3 en Mi Bemol Mayor, op.55, Heroica, Ludwig van Beethoven.  La tercera sinfonía de Beethoven supuso un antes y un después en la evolución compositiva del autor, en ella señala caminos nuevos e inexplorados hasta ese momento en la composición musical. Fue para el autor su sinfonía preferida. La revolución musical que supuso y toda la literatura que ha rodeado a su primigenia dedicatoria la convirtieron en una obra muy especial. Fue escrita entre 1803 y 1804, ya había tenido lugar en su vida el famoso episodio del “testamento de Heiligenstadt” donde incluso se entrevé la idea del suicidio tras hacerse patente e irreversible, la sordera que le atormentó el resto de su vida. La primera interpretación pública tuvo lugar el 7 de abril de 1805 en Viena, dirigida por el propio autor. Richard Wagner comentó sobre la obra: «sabemos que solamente el lenguaje musical de Beethoven era lo bastante poderoso para expresar lo inexpresable, aquello que sería imposible traducir con palabras».

Con esta entrega serán 21 conciertos digitales que el público puede disfrutar y compartir desde cualquier lugar del planeta a la hora y las veces que desee en la Sala Digital de la Orquesta Sinfónica de Cuenca.

Búsquenos en www.sinfonicacuenca.gob.ec, Facebook, Twitter, Instagram, Issuu.